jueves, 13 de mayo de 2010

Políticamente...arizona con A minúscula



He estado en shock por muchos días, imposibilitada para pensar y mucho menos para escribir. Ha sido un esfuerzo titánico no dejarme llevar por el coraje y hacer a un lado las ganas de echarme unas cervezas para ahogar la depresión.

El estado de arizona aprobó una ley k nos hace merecedores de entrar en la categoría de los indeseables y de escrudiñar nos para poder permanecer en el estado. La ley no me incomoda, algo podemos hacer para sabotearla, lo que me incomoda es la respuesta antes de la aprobación de dicha ley. En el senado de arizona hay 6 senadores con apellidos Hispanos, mas los que por desgracias de la vida lo perdieron, y ninguno ha salido a dar la cara por su gente, la misma que los apoyo en sus respectivas elecciones y explicar que paso. Ninguno de estos senadores Hispanos lucho antes de que se promulgara la ley y pidió ayuda para defender a nuestra gente, es mas lo mas seguro es que la apoyaron.

Somos una vergüenza, sin acusar mas bien adivinando puedo asegurar que a estos senadores les paso lo que a muchas mujeres y hombres les pasa en este país, se casan o se involucran de alguna manera con la sociedad estadounidense y para poder encajar pierden sus valores. Esto funciona así de simple. Los Hispanos somos criticados por aprovecharnos de los sistemas escolares y de gobierno, somos acusados de ser una lacra para los pueblos, de llegar a las ciudades y desfigurar los lugares en donde vivimos con basura, autos chatarra y nuestra música a todo volumen. Por supuesto que no todos somos ese tipo de Hispano, pero por supuesto que muchos Hispanos si son de ese tipo, y aquellos estudiados senadores, abogados y una que otra esposa o esposo de anglo, en lugar de probar que somos gente que sabe salir a delante sin dejar de ser Hispanos, se dan a la frágil, fácil e indignante tarea de repudiar y apoyar la critica en contra de su propia gente.

Debe haber un termino psicológico para este mal, pero no me lo se y no lo voy a buscar, ya saben como el narcisismo, o la claustrofobia, ojala hubiese un tratamiento, pero no lo hay, la única solución para que estas personas de nuestra misma raza no se avergüencen de su linaje esta en ellos, ni siquiera yo escupiéndoles la verdad en la cara voy a hacer que cambien. Me indigna y me avergüenza que entre nosotros mismos no nos apoyemos, ni en las malas mucho menos en las buenas; creo que la única solución es la concientización de los que si nos sentimos orgullosos de nuestra gente, no importa como sean y luchemos por erradicar el racismo incluso de nuestros propios países.

Yo soy una prieta hermosísima!!!! Mas sin embargo no me salve de la critica por mi hermoso color ni en mi adorado México. Gracias a que siempre he tenido la autoestima en las nubes, he sido capaz de poner en su lugar a cuanto racista se me a atravesado en el camino, acostumbraba a burlarme de todo aquel que en su afán por ser aceptado se tenia el cabello rubio; pero me he dado cuenta que esta pobre gente que nos repudia por una condición social, por un status legal, por una religión, por un color es de lastima, mas no por eso les voy a permitir que nos pisoteen, por eso he escrito a cada uno de estos senadores, los he llamado por teléfono, y les he enviado correos electrónicos con una sola pregunta “Por que dejaron que pasara esta ley discriminatoria?” ninguno ha contestado.

El rumor de que un ilegal asesino a un ranchero desencadeno toda una serie de eventos que llevo supuestamente a arizona a tomar la decisión de hacer un cambio en sus leyes para erradicar la violencia y protegerse de los narcotraficantes que impunemente pasan a ese estado, creo que hasta ahí me quedan bien sus zapatos, yo tampoco quiero a los narcotraficantes en este país, ni en ninguno, es mas son de mi repudio publico. Entonces por que no hacer una ley que le prohíba a los padres pensar que esta bien y que es normal que sus hijos a los 13 años o menos pueden usar drogas para experimentar, por que son jóvenes, o una ley que castigue a los padres por no hacer algo al respecto cuando ven que sus hijos usan drogas, las venden etc. etc. O bien una ley que exija que todos los residentes de arizona porten un documento que pruebe que están sobrios y limpios de droga. Y ya que nos estamos divirtiendo tanto haciendo leyes, por que no las hacemos nacionales…SI!!!! Que todos portemos documentos que pruebe que estamos sobrios y limpios del uso de drogas bajo un examen a la semana. Estoy completamente segura que ningún narcotraficante tendría nada que hacer en este país. Creo que es hora de que nos demos cuenta que nuestros vicios son una invitación para que ciudadanos de baja categoría se sientan invitados a entrar en este país y que ninguna ley los va a erradicar mas que nuestra propia regeneración. Que cómico, la libre expresión, las libertades civiles, los derechos humanos, la diversidad, palabras que se usan como excusa para invadir otros países, pero que no se escuchan para nuestro propio beneficio.

A arizona le quedo chica la “A” y a nosotros si no hacemos nada al respecto no va a quedar grande este país.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario